La historia sin cortes (La Capital – 22.12.13)

Publicado en Diario La Capital de Rosario

(Por Rosario Spina). _ En Los degolladores, Arturo Marinho indaga en una masacre perpetrada por el ejército de Mitre, a través de la búsqueda de Pablo Sandes, descendiente de uno de los protagonistas.

Hay una región en el pasado que tira pistas al presente. Hay indicios de la vida de los ancestros que pueden verse en la mirada de quienes nos miran. En Los degolladores. Un viaje hacia un pasado oscuro, Pablo Sandes excava la tierra como quien busca un tesoro que quizá luego no quisiera haber hallado. Ese tesoro tiene forma de verdad amarga. Eso que tanto buscamos no siempre será lo que queremos encontrar.

En la película, Pablo Sandes decide indagar sobre su parentesco con Ambrosio Sandes, un coronel identificado como el más sanguinario durante las guerras civiles del país, también conocido como el de las “56 heridas”. La historia cuenta que Sandes era un personaje siniestro. Para amedrentar, se fotografió con el torso desnudo: el orgullo de sus heridas a la vista, la mirada oscura, temeraria.

“Esta película en realidad es un ensayo —dice el director, Arturo Marinho (General Arenales, 1963)—. En general, trato de producir relatos que si bien no dejan de lado una forma de entretenimiento, me gusta usarlos como medio para expresar ideas, puntos de vista, cosmovisiones. Y Los degolladores tiene que ver con muchos puntos de interés míos. Esta búsqueda de los ancestros de Pablo Sandes es el vehículo para hablar del pasado del país, de sus contradicciones y de sus violencias. Me pareció que era un tema que a través de la historia de una persona iba a ser mucho más atractivo para el espectador. Sigue leyendo